Evangelista huye de Dinamarca tras ser perseguido por su fe - Radio Milagro

Solo éxitos cristianos anunciando la venida de Jesucristo

Post Top Ad

Post Top Ad

Evangelista huye de Dinamarca tras ser perseguido por su fe

Un evangelista de Dinamarca que lideraba un ministerio de misioneros tuvo que huir de su país, debido a una gran persecución que él denuncia haber sufrido. Ahora el pide desesperadamente asilo en los Estados Unidos, debido a que si regresa a su nación corre el riesgo de ser encarcelado y que su hija menor sea retirada de su familia.

Torben Sondergaard es el fundador de “La Última Reformación”, un movimiento mundial que busca devolver el cristianismo al Libro de los Hechos. También comenzó el “Centro de Jesús” en Dinamarca, que entrenó a discípulos de 30 naciones para difundir este mensaje en todo el mundo.

Pero Torben y su familia huyeron de Dinamarca este año como refugiados que huían de una zona de guerra, y se fueron con solo lo que podían llevar en 8 maletas.

Los ataques contra su ministerio comenzaron en 2016, cuando el “Centro de Jesús” fue investigado por 6 agencias gubernamentales danesas diferentes por todo, desde la seguridad alimentaria hasta los impuestos no pagados. Los funcionarios no encontraron nada malo.



Luego, el año pasado, el gobierno comenzó a investigar a su familia cuando sus hijos comenzaron a estudiar en casa. Luego volvieron a poner a su hija en la escuela pública, pero eso no detuvo las investigaciones.

Pero lo peor estaba por llegar…La vida y el ministerio de Torben Sondergaard darían un giro dramático cuando la televisión danesa se le acercara y le dijera que quería perfilar su ministerio. Parecía que podría ser muy positivo. Pero, no lo fue.

La televisión danesa no solo envió un equipo de filmación. También envió a dos reporteros encubiertos al ministerio de Torben, uno que dijo que quería seguir a Jesús e incluso fue bautizado, y otro que fingió estar mentalmente enfermo.

El documental resultante en la televisión nacional, llamado "Los mejores hijos de Dios", reunió a Torben con otros ministerios llamados "cristianos radicales" que habían tenido serios fracasos morales o éticos o incluso actividad criminal.

"Cuando vi que estaba como, 'Terminé. Nadie volverá a confiar en mí'", dice Torben.

Torben observó con horror cómo se veía a sí mismo representado en la televisión nacional como un mentiroso, como un abusador de niños e inestabilizador mental a través de curaciones y los llamados "exorcismos", y como un curandero que le quita la medicina a los enfermos, algo que dice él que nunca lo ha hecho.

"He estado haciendo mi ministerio durante 18 años. Nunca tuve un problema, nunca tuve quejas. Por supuesto, hubo malentendidos. Tal vez algunas personas salieron heridas, como todas las demás iglesias y otros ministerios. Pero cuando estos programas comenzaron, solo cambió la atmósfera en Dinamarca. Pensamos: 'Tenemos que irnos de Dinamarca. Esto no va a parar'", precisa Torben.

Y no paró. Torben se convirtió en un saco de boxeo en la televisión danesa, ya que los invitados a los programas de noticias presionaron por una nueva ley contra los cristianos que presuntamente infligieron violencia mental a los niños a través de curaciones y liberación.

"Y entrevistaron a un sacerdote de la iglesia estatal hablando, éramos personas malvadas que venían como depredadores para encontrar a los animales débiles que estaban enfermos y comerlos, y cómo queríamos llevar a las personas al culto", indica Torben.

Luego crecieron las demandas en los medios de comunicación para que Torben fuera investigado por el delito de "curandería".

"Y me di cuenta que ya era culpable en la mente de los políticos, ya era culpable en la mente de la gente, por algo con lo que no tengo nada que ver", comenta Torben.

Torben era ahora un hombre tachado, visto como una persona peligrosa por muchos de sus compatriotas, preocupado de que pudiera perder a sus hijos.

"Hubo personas que comenzaron a llamarnos y decirnos: 'Tienes que salir de Dinamarca ahora porque no van a detenerse'. Quieren seguir presionándote. Entonces, compramos un boleto a Estados Unidos. Luego, dos días después empacamos ocho maletas y nos fuimos con nuestros hijos a Estados Unidos. Fue muy estresante. Y ahora nuestro ‘Centro de Jesús’ está cerrado. El centro de 80,000 pies cuadrados en Dinamarca está cerrado. Nuestro trabajo está cerrado. Todo está cerrado", precisa Torben.

Los Sondergaard han apelado al gobierno de los Estados Unidos para solicitar asilo político. Torben ha testificado en una declaración jurada que si es devuelto a Dinamarca, corre el riesgo de ser encarcelado y que su hija menor sea retirada de su familia.

La agencia de prensa danesa dictaminó que Torben fue engañado por los periodistas que hicieron el documental. Pero no hay ninguna agencia gubernamental en Dinamarca que pueda devolverle la reputación a Torben o garantizar su libertad si regresa.

Torben ahora espera para ver si su solicitud de asilo será aprobada, y dice que sueña con comenzar un “Centro de Jesús” como el de Dinamarca, en Estados Unidos.

“También tengo un mensaje para la gente en Estados Unidos, que necesitamos estar preparados. Necesitamos estar alertas, decir que esto nunca sucedería en Estados Unidos, es una mentira. He dicho lo mismo sobre Dinamarca. Esto va a ocurrir en Estados Unidos”, concluye Torben.

Fuente: cbn.com

No hay comentarios: